2011.11.24. El Mundo: Un pueblo al borde del abismo

POLÉMICA | Barranco peligroso

  • Hay viviendas situadas a solo unos cuantos metros del Barranco de Caraita
  • Cada vez que llueve hay nuevos desprendimientos y corrimientos de tierra
  • El consistorio solicitó ayuda urgente a la conselleria en el año 2004
  • Los vecinos reclaman una solución urgente ante esta situación 'desesperada'

Daniel Moltó | Alicante
Actualizado jueves 24/11/2011 09:13 horas

Benillup es uno de los municipios más pequeños de la Comunidad Valenciana. Ubicado en el interior de la provincia de Alicante, en la comarca de El Comtat, el pueblo linda en uno de sus extremos con el Barranco de Caraita, un paraje natural que es, al mismo tiempo, seña de identidad y máxima preocupación para sus 98 habitantes, que ven como cada día viven más cerca del abismo.

Las lluvias que han caído durante estos días y que han dejado hasta 200 litros de agua por metro cuadrado, han agravado todavía más la situación, que fue de verdadero peligro en 2004, año en el que se llegaron a registrar hasta 495 litros de agua por metro cuadrado en ocho días.

Según explican fuentes vecinales, las lluvias intensas de los últimos días han producido un destacable incremento de la erosión en la zona del barranco. La situación empieza a ser preocupante, afirman, porque si sigue lloviendo, la tierra no puede absorber más agua y los desprendimientos o corrimientos de tierra empezarán a a afectar toda la ladera del barranco, situado a tan solo 20 metros de las casas del pueblo.

Los vecinos critican que sus peticiones, elevadas a la Conselleria de Territorio de la Generalitat Valenciana a través del Ayuntamiento, no han repercutido hasta el momento en ninguna actuación encaminada a proteger el avance del barranco. Explican que el gobierno valenciano se comprometió a actuar en 2004 pero que en los últimos siete días no ha llevado a cabo ninguna de las obras prometidas.

Añaden que el Ayuntamiento no dispone de recursos suficientes (técnicos ni económicos) para paliar la situación. Por el momento han hecho todo lo que estaba en sus manos (desviar el agua de lluvia, construir canalizaciones, una red de alcantarillado) pero la zona necesita una actuación urgente que garantice el futuro de la población.

FOTO: Una imagen del municipio tras las lluvias de 2004. | E.M.

http://www.elmundo.es/elmundo/2011/11/23/alicante/1322044657.html

Enllaç a la notícia | Notícia en PDF

Compartir: